Música en Gimnasios

Actividades cotidianas que perjudican la audición: Gimnasios

Cuidar nuestra audición significa estar concienciados con lo que debemos hacer y no hacer.

La exposición a intensidades sonoras elevadas es perjudicial para nuestra salud auditiva. Aunque no siempre es así, si que existen gimnasios en los que el volumen supera con creces el recomendado como máximo, entre 65-70 dB.

Las personas más afectadas por este problema son precisamente los trabajadores de estos gimnasios puesto que son los que más horas van a estar expuestos a estos ambientes ruidosos.

EVITA LA MÚSICA CON VOLUMEN ELEVADA

Sabemos que la música a un volumen elevado ayuda a que el "ritmo" de las clases de spinning o de zumba sea más intenso. Pero también sabemos que esta situación es peligrosa para las personas que participan en estas clases. Si no queremos renunciar a ellas podemos proteger nuestros oídos con tapones de oídos adaptados con filtros para atenuar el volumen.

En Nayco nos gustaría concienciar a las personas que pasan tiempo en los gimnasios, tanto a usuarios como a profesores, monitores y trabajadores acerca de que la exposición a ruidos tan elevados puede pasar factura a largo plazo convirtiéndose en una sordera irreversible que jamás se podrá recuperar.

Por ello deben tomarse medidas que prevengan esos riesgos, y si no es posible concienciar a los gimnasios de establecer el volúmen a niveles recomendados, que sean los propios usuarios quienes los demanden. De no ser así, deben ser los propios afectados los que tomen medidas de protección pasiva, como por ejemplo utilizar tapones o protectores auditivos que eviten la entrada de ruido en los oídos.

Es triste que sabiendo los peligros de una exposición constanta a niveles elevados no se haga nada al respecto. La concienciación es vital pero debemos actuar. De hecho debería ser la propia empresa la que tomara cartas en el asunto tal y como indica la normativa al respecto.

Localización

  • AVDA. DE LA CONSTITUCION, 24 MOSTOLES - 28931 - MADRID